La ventana como la Meca, todos los cuellos a ella. Miro, yo la miro. En ella la higuera, a través de ella, más allá de ella. Veo sus frutos aún verdes, intento distinguir sus cambios. ¿Es que esta tarde crecieron los higos? Desde la ventana podría decirse que la higuera es mía, en la calle... Leer más →

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑